Segunda parte

Crónica 9 de abril 1948

Texto de  Tito Julio Celis escrito de su puño y letra. 

Pasada ya esa borrasca que fue controlada por el ejército que en buena hora se tomo la ciudad, volvió a salir más tranquilo a ver los estragos que mostramos en estas fotos de las cercanías de la Plaza Madre, centro de los principales acontecimientos políticos y del Cementerio. . Central que se convirtió en algo así como una plaza de abastos en recepción de racimos de muertos con toda clase de armas, unos decapitados y hasta intoxicados otros. Y como los bogotanos quizás los mayores humoristas, le ponen “chispa” hasta la tragedia, a la carrera 7 entre calles 11 y 13 siempre comercial y que quedaron totalmente destruidos sus edificios, a ese sector lo llamaron “Ventaquemada”.

A la calle 11 de la Plaza de Bolívar hacia arriba donde no solamente fue destruido el Palacio de Justicia sino el Palacio Arzobispal y varias instituciones religiosas, desarrollándose para ello quizás una verdadera batalla a ese sector, lo llamaron “Curasao”

Del 9 de abril de 1948 es mucho lo que podemos hablar sobre todo en el aspecto social con tan tremenda pinta; pues como ya lo dije pagaron justos por los pecadores Del ejército fueron varios los muertos, heridos y plantoneados entre oficiales suboficiales y soldados. El Capitán Serpa Flórez, muerto de un tiro cuando al frente al palacio asomo la cabeza de entre un tanque de guerra. El teniente Álvaro Ruiz de un tiro en la columna vertebral; un soldado costeño de apellido Cruz que prestaba sus servicios en el capitolio, muerto de un balazo disparado desde una torre de la Catedral Primada.

En tanto que los políticos internacionalistas salieron en fuga, dejándonos el más grave problema, prontos a saturar con diversidad de sofismas y manipulaciones falsas cargándole a los gaitanistas la violencia que jamás quiso Gaitán, siendo estos, precisa y calculadamente las peores víctimas, acusándolas de comunistas. . . . . .

Había que escuchar a Jorge Eliécer Gaitán predicando las doctrinas cristianas que más tarde desempolvara el gran Papa Juan XXIII a través de su encíclica con el tema del “mantenimiento y estímulo de la dignidad de la persona humana” en la categoría de inalienable como el mejor modo de justicia y de la seguridad social reciproca, “ abrazando con sus sabias teorías a toda la humanidad” como dijera una inteligente periodista londinense que decía Gaitan: “dádmele a cada hombre o mujer la educación que necesita una profesión un hogar una propiedad una responsabilidad y veréis a ese ser siendo útil a la sociedad que tanto anhelamos” ; pero abandonado a su propia suerte, digo yo, negándole los medios para esa dignidad, ese hombre sometido al ocio madre todos los vicios se convertirá por fuerza en la plaga resentida y destructiva que conocimos con vergüenza en esos cruentos días del 9 de abril y su secuela para lo que el juzgamiento no será más que una política de crueldad y sadismo ante esa ignorancia irresponsable con el agravante a la vista de que todo dilatamiento al respeto, es acumular lastre que nos sume en la tristeza y mas aun en nuestra raza mestiza, tan inteligente pero de tan mala sangre(analizamos profundamente nuestro antepasado) que nenecita especialmente de cultura ocupación y patriotismo, como único freno a sus malos instintos en una responsabilidad organizada por una madre patria integralmente acogedora.

 

La gente despojada de su “dignidad” y sometida arrogantemente a vivir aguijoneada solo por su instinto de conservación forcejeando en su desespero (como bestias) por salirse a otros países, donde por su mala formación moral no se les quiere, se les repele hasta con merecida violencia, no solo es una vergüenza para el país de origen con sus mandatarios la cabeza que como una ironía no se cansan de predicar y vanagloriarse de la democracia y el cristianismo pero con una población estorbosa clandestinamente en aumento como fruto de la miasma incultura y abandonado.

No, no nos enganchemos más. Nosotros que somos tan extranjeristas e imitadores debemos ver claramente como otros países con mucho menos riquezas naturales, con centenares de millones de habitantes negocian con todo el resto del mundo y sin necesidad de tocar tanta matraca, o sino que lo dicen el Sr Nixon y su excelentísima señora con sus 93 periodistas rompe murallas acompañantas, para sumarse también por fuera a las antes tan desacreditadas Alemania, Japón y España para no citar más, que a poco empezaron su justa renovación con el inefable e intrínseco incentivo para su seguro bienestar social, que es ni mas ni menos que la honradez de sus gobernantes impregnada en sus gobernados, como la mayor dinámica para el “milagro” del progreso; que como un misterio, tanto asusta a los charlatanes hipócritas, autores indolentes del relajamiento moral de sus naciones poniéndolos a caminar cada vez inquietos sobre un tejado caliente, para lo que ya no les vale ni los eufemismos ni los sofismas de carácter negativo externo. Cuando el calor es altamente peligroso, es el de la procesión autoactivada que llevan por dentro en la medida de la farsa.

Y en este eterno contrasentido de buscar el ahogado río arriba y con la represión a cuestas, hay quien diga, que si nuestro señor Jesucristo volviese al mundo y más concretamente entre nosotros, a predicar la verdad de sus precisas doctrinas, “esta vez los mismos”. ”. con las mismas” lo crucificarían por comunista, drama este al que tendríamos que asistir fingiendo buena cara dentro de furia igual y quizás peor a la de hace 20 siglos de funestos sofismas institucionalizados, para luego tener que ocuparnos solos como es también costumbre, en el muy noble y zalamero oficio de los arrepentimientos y de las culpas ajenas, que para alargar el chico “los mismos con las mismas” nos las harían propias, con las correspondientes impuestos en uso de la muy sabia y destellante política, de que “al pueblo para mantener sumiso hay que mantener engañado y con hambre”, aun teniendo que soportar traumas tan estirados recíprocamente antisociales de proyecciones tan vastas y profundas como lo del 9 de Abril de 1948.

error: Content is protected !!